Un portal de Internet perfecto para tu iglesia

Sólo toma 50 milisegundos para que los usuarios de tu página decidan quedarse o buscar otro sitio.

Por Bryan Haley, 3 months ago

Antes de que el portal de Internet de tu iglesia se cargue completamente en el navegador, los ususarios ya se han formado su primera impresión y están listos para decidir. Sólo les toma 50 milisegundos. En ese instante deciden si quieren continuar en tú página o seguir buscando otro sitio. Cualquier usuario potencial llegará al portal cibernético de tu iglesia buscando información y "tomando el pulso" a lo que ve, para decidir si tu comunidad de fe es adecuada para ellos. El desafío es en ese instante ofrecerles el estímulo necesario para generar su interés. ¿Cómo hacerlo? ¿Cómo invoilucrar rápida y efectivamente a tus visitantes? Aquí van cuatro sugerencias para crear un mejor portal de Web para tu iglesia:

Define claramente tu audiencia

Un error clave que cometen muchas iglesias al crear su portal es no tener una audiencia definida claramente. Una gran campaña promocional comienza y termina con la audiencia. Piensa en esa audiencia de la forma más concreta que puedas. Asegúrate de conocer los problemas que enfrentan, las preguntas que se hacen, los lugares que frecuentan, las creencias y actitudes que tienen. Si quieres alcanzar a tu comunidad, considera la composición demográfica del área. Conéctate con vecinos, miembros de la comunidad y organizaciones comunitarias y pregunta acerca de sus necesidades más apremiantes. Habla con personas que comenzaron a asistir recientemente a tu iglesia. Pregúntales por qué vinieron y, sobre todo, por qué se quedaron. Para mantener a tu audiencia, diseña tu sitio para esa audiencia y para nadie más. No sólo para dar una buena impresión, si no para esa búsqueda inicial se convierta en una visita a tu iglesia.

Crea simples llamados a la acción

Es importante que la página de inicio de tu iglesia proporcione la información esencial que tu audiencia está buscando. Lucha contra la tentación de dar todo a tus usuarios en una página. Mantenla simple, proporcionando uno o dos botones facilmente localizables que contengan una llamada a la acción (CTA). Tu página de inicio debe atraer a personas y dejarlas con cierto apetito para buscar mayor información. Un botón eficaz con una llamada a la acción proporciona a tu usuario un forma clara de dar el siguiente paso en su búsqueda. Dirígelos a página secundarias que provean mayor información y contenido más detallado. Experiementa este tipo de interacciones en tu etapa de diseño, creando un sitio de prueba con llamadas a la acción que crees más esenciales para tu audiencia.

Establece expectativas realistas

Haz tu presentación con honestidad sin crear falsa expectativas. Asegúrate de que lo que esté en tu portal de Internet refleje auténticamente quién es tu iglesia. Tus ususarios apreciarán tu honestidad. Jamás uses tu sitio para tratar de transmitir una imagen de mercado, que no es la tuya. No declares ser alguien que no eres. Usa imágenes reales de tu comunidad y evita usar los más que puedas las imágenes de archivo comerciales, tan populares en nuestros días. Esa es una manera fácil de comunicar la autenticidad que los usuarios de tu página de Internet pueden esperar de tu iglesia. Utiliza fotos reales de tu iglesia real que muestren a tus usuarios lo que pueden esperar de tus instalaciones, demografía, estilo de adoración e incluso... código de vestir.

Evalua y re-evalua

Quiero recordarte que crear el sitio de Internet de tu iglesia no es un proyecto que, una vez hecho, no se atiende más. Mantener un portal de Internet es un proceso que requiere constante evaluación, cambios y mejoras. Debe reevaluar y actualizar tu sitio regularmente. Si lo mantienes estático, la gente lo notará y causará una impresión bastante negativa, que resultará eventualmente en la ausencia permanente de tus usuarios. La clave no es solo actualizar las cosas por actualizarlas. Establezca un cronograma para la evaluación y las actualizaciones de tu sitio que sea coherente con la vida de tu iglesia y acompañe a tus ususarios en el momento que viven.

Si te interesa leer más puedes obtener el recurso en inglés How to Create the Perfect Church Website, distribuido por nuestros colegas de ChurchJuice.


Si deseas leer el artículo de Bryan Haley en su versión original en inglés, puedes encontrarlo en ChurchJuice (Reframe Media)


Categorías

Medios